Erores comunes en el Uso de Remedios Alternativos

  Cuando se enfermo el hijo de Sara , de dos años, ella sospechaba que era una

infección en los bronquios o del oido. se fueron con un homeópata.

 El le dio una combinación de tres remedios combinados, en total

9 sustancias homeopaticas . Lo probo un dia pero el niño lloro y grito todavía en la

la noche el niño lloro y grito entonces su mama le dio Tempra. Su amiga le recomendo

que le haga una cazuela de hojas de eucalipto y que el niño inhala los vapores.  Sara,

( la mama) le probo este remedio y si le arrojo algo las flemas de su niño. Todavia

ella tenia duda si el tenia infeccion en el oido, asi que le aplicaba aciete de Calendula,

oliva y ajo en sus oidos en la mañana. Por si lo duda, tambien le dio gotas de Echinacea

un par de dias pero no sentia clara de cual era el dosis.

 

           Despues de una semana, su hijito estaba mejor pero aun enfermo. Sara le llevo

con otro homeopata, y este le dijo que hay que usar un solo remedio a la vez. Sara

seguio sus instrucciones y mejoro el niño  milagrosamente. Pero tres días después, volvió

a recaer con todo lo de antes. Ya desesperada, Sara acudió a un medico alopata y

le empezó a dar antibioticos.

 

 

       ¿Suena cuento conocido? Hoy en dia hay tantas terapias, remedios y tipos de

curación que hasta nosotras, las terapeutas, nos hace bolas en saber que darles y

cuando. En tiempo de crisis de salud, sobre todo cuando se involucra un niño o

una embarazada, tendemos a probar de todo para que pase el crisis rápido. Como

todo es “ natural”, mucha gente razonan que no le hace nada de mal probar de todo.

 

        Este idea, aunque sale de sus buenas intenciones, no vaya dar resultados porque

abnega una de los principios básicos de la curación—que el cuerpo esta constantemente

Buscando su propio homeostasis, o balance. Si le confundimos el caso manipulando el

proceso de curación con hierbas o medicinas con acción represiva, a la vez

cambiando la fuerza vibracional con remedios homeopáticos, energéticos o

acupuntura, le complica la tarea del cuerpo en si a llegar a curarse.

 

        El idea no es a componer el cuerpo, sino ayudar al cuerpo que se compone a

si misma-  Veo muy seguido un actitud de consumismo en la medicina alternativa—el idea de que hay que “ tomar algo” para curarse, y si no le atinamos, hay otros remedios que nos recomienda los amigos, o hay otra naturista a media cuadra, u otro tipo de doctor, etc.

 

          También a veces entramos en el síndrome del “Curandero Celebre.. “ donde

uno escoge a su terapeuta porque son los mas difíciles de encontrar cita, o cobran lo

Mas, o son los mas nuevos al pueblo, o vienen de lo mas lejos, o porque alguien que

conocemos vaya a este.. ( “ mi quiropráctico estudio Reiki con los